COBERTURA ESPECIAL - Festival "Basado en hechos reales"

06.11.2018

COBERTURA ESPECIAL


por Jesica Sabrina Canto

 (jesicasabrinacanto@gmail.com / jesicasabrinacanto.blogspot.com)

La crónica como género literario y periodístico


por Jésica Sabrina Canto


Los días 1, 2 y 3 de noviembre de 2018 tuvo lugar la segunda edición del Festival Basado en Hechos Reales (basadoenhechosreales.com.ar), en el Centro Cultural Kirchner. Este evento, que se realiza anualmente, surge debido al gran auge que tiene en el siglo XXI la crónica como género literario y periodístico.

En la Argentina hubo grandes escritores de crónicas consagrados, como Roberto Arlt, con sus Aguafuertes; Walsh con Operación masacre y otras crónicas de denuncia política; Hebe Uhart, con sus diversas crónicas de viajes. Y, de los que escriben actualmente, puedo mencionar a Martín Caparós y María Moreno, entre muchos otros.

En el Festival BHR 2018 hubo sesenta y tres cronistas nacionales y diez extranjeros invitados, participando de paneles y dictando talleres durante los tres días de duración del evento. Además de proyectarse seis cortos de crónicas visuales, entre otras actividades. He podido asistir al taller El paraíso es un lugar común, dictado por Carolina Reymúndez, sobre la crónica de viajes. Anunciado en el folleto como: 'Un taller para olvidar las playas "de postal", los atardeceres "de ensueño" y los pueblitos "pintorescos" y empezar a describir en serio'. Se trata de aprender a mirar y animarse al encuentro con el Otro que, desde luego, no vive en el paraíso.

En este taller, Carolina Reymúndez habló en relación a tener una actitud permeable y acercarse a la gente; a prestar atención a los detalles teniendo una observación cultivada; a no dejarse limitar al recorrido turístico preestablecido; y a seguir el instinto de la curiosidad indagando en esas cuestiones que llamen nuestro interés. Ser conscientes de que no existe la objetividad pura, ya que siempre se hace un recorte de los hechos y se da una interpretación propia. Se trata de buscar eso particular en lo que no se repara a simple vista.

Considero que el gran potencial de las crónicas, y la fascinación también por ellas, viene del hecho de ser un género hibrido, que conjuga los sucesos reales con la flexibilidad de la literatura para comunicar al lector de una manera más cercana y amena que la nota periodística.